Humann

Tres Series Imprescindibles para Aprender sobre Storytelling

Photo by Glenn Carstens-Peters

El arte de contar historias es esencial en la creación de contenido audiovisual que resuene con el público. Hoy exploramos tres series que son verdaderas clases magistrales en storytelling: “Succession”, “Reyes de la Noche” y “Girl From Nowhere”. Succession: El Poder y la Familia “Succession” es una serie que combina drama y sátira para explorar las dinámicas de poder dentro de una familia adinerada que posee un imperio mediático. El storytelling aquí es sofisticado, utilizando diálogos afilados y una narrativa que profundiza en la psicología de los personajes. La serie enseña la importancia de desarrollar personajes complejos y la habilidad de entrelazar sus arcos personales con la trama principal, manteniendo así a la audiencia comprometida y ansiosa por más. Reyes de la Noche: Humor y Tragedia “Reyes de la Noche” es una serie española, inspirada en la historia real de los periodistas deportivos José María García y José Ramón de la Morena, que mezcla el humor con la tragedia para contar la historia de una de las grandes rivalidades del mundo deportivo. La serie destaca por su habilidad para balancear tonos opuestos, mostrando que el storytelling efectivo puede ser flexible y adaptarse a diferentes emociones sin perder el hilo conductor. Para los creadores audiovisuales, es un ejemplo perfecto de cómo manejar el ritmo y la tensión narrativa. Girl From Nowhere: La Antología y el Mensaje Social “Girl From Nowhere” es una serie antológica tailandesa que sigue a una misteriosa chica, Nanno, que expone las hipocresías de la sociedad. Cada episodio es una historia independiente que ofrece una crítica social aguda. Esta serie demuestra cómo el storytelling puede ser utilizado para transmitir mensajes poderosos y provocar reflexión. Enseña a los creadores la importancia de tener un tema central fuerte y cómo construir cada episodio alrededor de él para mantener la coherencia en la narrativa. Estas series no solo entretienen, sino que también educan. Nos muestran que el storytelling es un arte que requiere atención al detalle, comprensión de los personajes y la habilidad de comunicar temas complejos de manera accesible. Para los creadores audiovisuales, son una fuente de inspiración y aprendizaje que demuestra que una buena historia es aquella que permanece con el espectador mucho después de que la pantalla se apaga. Y si tú quieres saber más de storytelling, no olvides contactarnos en este link. Innovemos juntos.

Alfred Hitchcock, Maestro del Storytelling

Alfred Hitchcock, el legendario director de cine, es ampliamente reconocido como un maestro del storytelling. Sus películas han dejado una huella indeleble en la historia del cine, y su enfoque único para contar historias sigue siendo relevante hoy en día.  En este artículo, exploraremos las lecciones que podemos aprender de Hitchcock sobre cómo cautivar a la audiencia y mantenerla al borde de su asiento. 1. Storytelling a través de la Tensión y el Suspenso Hitchcock entendía la importancia de mantener a la audiencia en vilo. Sus películas están llenas de momentos de tensión y suspenso. Un ejemplo icónico es “Psycho” (1960), donde la escena de la ducha se ha convertido en un hito cinematográfico. Hitchcock logró crear una sensación de peligro inminente sin mostrar explícitamente la violencia. El uso magistral de la música, los cortes rápidos y la edición contribuyeron a la intensidad de la escena. 2. El MacGuffin Hitchcock popularizó el concepto del MacGuffin, un objeto o elemento que impulsa la trama, pero cuya verdadera importancia es secundaria. En “North by Northwest” (1959), el MacGuffin es un microfilm que contiene secretos gubernamentales. Aunque el público se preocupa por el microfilm, lo que realmente importa es la persecución y la intriga que rodea a los personajes. 3. La Cámara Subjetiva Hitchcock experimentó con la cámara de maneras innovadoras. En “Rear Window” (1954), utilizó la cámara subjetiva para sumergir al espectador en la perspectiva del protagonista, un fotógrafo confinado a su apartamento. La audiencia ve lo que él ve a través de su teleobjetivo, creando una conexión emocional única. En resumen, Alfred Hitchcock nos enseñó que el storytelling no se trata solo de la trama, sino también de cómo se presenta. Sus películas son una fuente inagotable de inspiración para cualquier creador que busque cautivar a su audiencia. Así que, la próxima vez que te sientes a ver una película, observa con atención y descubre las lecciones que Hitchcock dejó para todos nosotros.  Si quieres saber más de storytelling, y crear historias que trasciendan la pantalla, mira nuestro video sobre cómo contar una historia poderosa aquí abajo.

Storytelling: Conectando con las emociones del público

En un mundo saturado de información y publicidad, las marcas buscan constantemente nuevas formas de destacar y conectar con su público objetivo. Una herramienta poderosa que puede ayudar a lograr esto es el storytelling…